¿Hablamos?
Hablemos del Síndrome Premenstrual

El Síndrome Premenstrual, o más conocido por sus siglas SPM, se define como un amplio rango de síntomas que empiezas durante la segunda mitad del ciclo menstrual (es decir durante la fase lútea) hasta la aparición del primer o segundo día de menstruación.

Actualmente, no se han detectado las causas exactas que provocan este abanico de síntomas; aunque todo apunta que las hormonas tienen un papel importante.

El perfil de mujer que experimenta dicho síndrome corresponde al siguiente perfil:

- Mujer de entre 20 y 40 años de edad

- Mujer que ha tenido al menos un hijo

- Mujer con antecedentes personales o familiares de depresión

- Mujer con antecedentes de depresión postparto o un trastorno afectivo del estado de ánimo

¿Cuáles son sus síntomas más característicos?

1. Distención abdominal o sensación de gases

2. Sensibilidad en las mamas

3. Torpeza

4. Estreñimiento o diarrea

5. Ansiedad por la comida

6. Dolores de cabeza

7. Menor tolerancia al ruido o luces

Además, podemos encontrar otro tipo de sintomatología menos frecuente y que no se da en todas las mujeres:

- Dificultad para concentrarse

- Fatiga o cansancio

- Tristeza

- Ansiedad o nerviosismo

- Irritabilidad o comportamientos agresivos

- Pérdida del apetito sexual

- Altibajos del estado de ánimo

- Problemas para dormir

 

A día de hoy, no existes pruebas de laboratorio que pueda detectar el SPM. Se recomienda llevar a cabo un calendario de síntomas para poder ayudar a identificar lo síntomas más problemáticos y para confirmar el diagnóstico.

¿Qué podemos hacer para aliviar estos síntomas?

El primer paso que debemos llevar a cabo es tener un estilo de vida saludable:

1. Asegura una correcta hidratación a partir de agua. Evita las bebidas azucaradas, edulcoradas, zumos, bebidas con excitantes como la cafeína y alcohol. Esta recomendación ayudará a reducir la distensión abdominal y la retención de líquidos.

2. Evite realizar comidas copiosas y se recomienda hacer pequeñas ingestas cada 3-4 horas. Para llevar a cabo este punto, recomendamos llevar una dieta personalizada por profesionales cualificados en el campo de la nutrición. 

3. Incluye en la alimentación cereales integrales, fruta, vegetales. Limita el consumo de sal y azúcares simples

4. Realice ejercicios de fuerza de manera regular.

5. Asegura un aporte suficiente de vitamina B6, vitamina E, Magnesio, Calcio y Ácidos grasos saludables

6. Asegure 8 horas de sueño

7. Dentro de lo posible, evite las situaciones de estrés en los días previos a la menstruación. Para ello, realice práctica de yoga, meditación o ejercicios de respiración.

 

Se ha demostrado que la fitoterapia puede ser efectiva para poder tratar el SPM; por ejemplo, con el uso del aceite de onagra. Su efecto beneficioso se debe a que en su composición se encuentra el ácido gamma linoleico. Este ácido graso esencial tiene propiedades antiinflamatorias que reducen la sintomatología que presenta el SPM.

Por este motivo, en Purezza nuestro dietistas - nutricionistas titulados han confiado en el aceite de onagra para crear uno de nuestros productos estrella a la hora de combatir el SPM. Estamos hablando de Red Period de Purezza. Se trata de un complemento alimentario el cual está respaldado por una gran evidencia científica. Siguiendo unas pautas de estilo de vida saludable junto a su consumo, se han observado grandes mejorías en la sintomatología en los días previos a la menstruación.  

Comentarios (0)

No hay comentarios en este momento
Producto añadido a la lista de deseos